Tarta de mousse de dulce de leche







Si hay un producto del que se puede decir que soy un enamorado, desde el mismo momento que lo probé por primera vez, es sin duda el dulce de leche.

Que cosa mas rica, por Dios!!!


Me gusta en tartas, en postres, untado en galletas, en bizcochos, magdalenas... mismamente a cucharadas o metiendo el dedo en el bote directamente.

Es un autentico manjar al que no puedo resistirme.

Aun recuerdo cuando un amigo de niñez, que era de origen Argentino, me dio a probar algo que en su casa era super típico y que yo no había probado en la vida ni siquiera había oído hablar de el.
Se trataba de un cubo blanco de 5 kilos lleno de una especie de pasta marron al que llamaban dulce de leche. Yo no entendía el porque del color. Si era de leche debería ser blanco no?

El caso que aunque al principio tenia muchas dudas, accedí a meter la cuchara en esta cosa tan rara y de repente fue como si oyese música de violines a mi alrededor. Como si la vida hubiese cambiado de color y de olor. Fue un flechazo instantáneo.

Después de meter varias veces la cuchara y saborearlo cada vez mas pausado y manteniendo ese increíble sabor en mi boca, le pregunte para que lo utilizaban.

Me contó que en su tierra Argentina es muy conocido y que se utiliza en muchísimas elaboraciones.

Creo que desde ese día tengo un viaje pendiente a la tierra de este manjar para probar el autentico y el original dulce de leche...




Tarta de mousse de dulce de leche



Ingredientes:


Base:

200gr. galletas digestive
100gr. de mantequilla
1 cucharada de nutella o cualquier otra crema de cacao

Mouse de dulce de leche:

500ml. de nata para montar (Crema de leche)
400gr. de dulce de leche
4 hojas de gelatina


Cobertura:

180gr. de chocolate con leche
135gr. de nata para montar (Crema de leche)
35gr. de mantequilla
Dulce de leche para decorar la tarta
Barritas de caramelo y perlas de azúcar





Elaboración:


Base

Trituramos las galletas con un robot de cocina, la batidora o metiéndolas en una bolsa y ayudándonos de un rodillo de cocina. Reservamos.

Ponemos la mantequilla troceada y la cucharada de nutella  en un bol y metemos en el microondas 1 minuto, removemos y si está fundido ya nos valdría, sino pondríamos en tramos de 15 segundos hasta que estuviera perfectamente fundido.



Mezclamos con las galletas molidas hasta que tengamos una  mezcla homogénea.




Extender la mezcla sobre la base de un molde desmontable y compactar con una cuchara. Después se mete al congelador para que endurezca bien mientras preparamos el resto.



Mousse

Ponemos en un bol, con agua muy fría, las hojas de gelatina sumergidas para que se vayan hidratando. Las tendremos un mínimo de 5 minutos.

Vertemos en un cazo el dulce de leche y lo llevaremos a fuego lento unos minutos, removiendo de vez en cuando hasta que veamos que se va poniendo liquido. En ese momento lo apartaremos del fuego y verteremos en un bol.

Escurrimos las hojas de gelatina y se las agregamos al dulce de leche. Removeremos bien para que se disuelvan en él y no queden grumos.




Dejamos templar a temperatura ambiente, removiendo de vez en cuando para evitar que nos pueda cuajar.


Montamos la nata, que debe estar muy fría para asegurarnos que monte bien, con unas varillas eléctricas. Una vez bien montada reservamos en el frigorífico.



Cuando veamos que ya no está caliente el dulce de leche, lo verteremos sobre nuestra nata montada e iremos integrándolo con movimientos envolventes, de abajo hacia arriba.




Así evitaremos que se baje la nata montada.



Vertemos sobre nuestra base de galletas y con ayuda de una espátula la extenderemos. Guardamos en el frigorífico un mínimo de 4 horas aunque mejor dejarla hasta el día siguiente, estará más asentada.



Cobertura

Ponemos en un bol el chocolate bien picado, la mantequilla y la nata y lo metemos en el microondas un minuto.

Sacamos, removemos bien y comprobamos que este bien fundido. Si no estuviera lo pondremos en tramos de 3 segundos sacando y removiendo las veces que haga falta.
Si no tenéis microondas podéis hacerlo al baño maría igualmente.

Lo dejamos templar a temperatura ambiente y vertemos sobre nuestra mousse. Lo meteremos unas horas en el frigorífico para que endurezca la cobertura.



Una vez lo tengamos, desmoldaremos la tarta y decoraremos al gusto. En mi caso lo decore con ayuda de una manga pastelera llena de dulce de leche, barritas de chocolate y caramelo y unas perlas de azúcar




Queda auténticamente deliciosa!!!






Tarta de mousse de dulce de leche Tarta de mousse de dulce de leche Reviewed by La Dulce Pasion de David on junio 08, 2017 Rating: 5

No hay comentarios

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...